A Pepe le queda poco tiempo

Recientemente, la actriz Érica Rivas fue noticia por su (no) participación en la obra de teatro de Casados con Hijos. “A Pepe le queda poco tiempo”, señaló quien encarnó a de María Elena, haciendo referencia al cambio de paradigma en la interpretación del humor en un escenario atravesado por las luchas feministas. La sitcom, estrenada en 2005, sigue la vida de un matrimonio, sus dos hijos y una pareja amiga. Uno de los gags más recurrentes en la serie, es que la esposa del matrimonio protagonista, Moni, quiere coger constantemente con su marido, Pepe, pero él nunca quiere y la elude con todo tipo de trucos.

Ética tortillera: “la lucha de inventarnos un nosotrxs”

¿Qué posición conciben las lesbianas frente al mundo? Tantas como lesbianas existan. Virginia Cano habla en Ética Tortillera. Ensayos en torno al ethos y la lengua de las amantes (Madreselva, 2017) desde su subjetividad como “torta académica”: un nombre, una forma de llamarse que la habilita a hablar de las diversidades que existen dentro de las categorías: ¿Qué es ser torta?

LA FIESTA DE TODES

“Nosotrxs lo que hicimos con el voto popular fue demostrar que se puede revertir la situación.”
Crónica testimonial de la Plaza de Mayo el 10 de Diciembre. Nunca nos fuimos.

Curandería: escucha clínica, performática y gualichera

Curandería no es lineal en su relato:, con una fuerte impronta psicoanalítica, los textos del libro navegan entre la poética y la conceptualización. Tiene diálogos teóricos que oscilan entre Nietzsche y Deleuze. Y hacen falta distintas lecturas para  reconocer los síntomas de un contexto al que precisamente le falta volver a las bases: la escucha. Porque la escucha es también una práctica política.

El Partidito, un delirio patronal

El eco del silbato retumba en la cancha del Club Estrella de Maldonado, escenario elegido para la “obra de fútbol” que recorta en noventa minutos la disputa de poder entre patrones y empleades, y el cinismo – siempre funcional a los intereses de unxs pocxs – del discurso empresarial. El Partidito, un delirio patronal, nos muestra qué pasa cuando la hostilidad laboral es tan grande que termina resquebrajando la propia legitimidad que la sostiene: los cuerpos se cansan de fingir docilidad y cada gol es así, una lucha por la propia libertad. 

“ORGULLO Y RESISTENCIA”

“la política ya no se define como actividad exclusiva de la esfera pública y ajena a la esfera privada, sino que se cruza esa línea una y otra vez, llamando la atención”
Un gobierno neoliberal en retirada
y el orgullo, siempre, como respuesta política.

Crónica del 34° Encuentro Plurinacional y disidente de mujeres, lesbianas, trans, travestis, bisexuales, intersex y no- binaries en La Plata

Dicen que lo que no se nombra no existe. Por eso llamar a este encuentro “somos plurinacionales, somos disidentes” no es una casualidad.
El coro permanente del público cantando“plurinacional y con la disidencias” no pudo ser acallado. Una batalla ganada para muchxs compañerxs que no se sienten representadxs bajo el rótulo mujer.

“Y ahora, actuá la muerte” Mis días sin Victoria, una obra de Rodrigo Arena.

Si el desamor es un mero guión o la experiencia vivida y repetida por Rodrigo Arena, autor de Mis días sin Victoria, es prescindible al momento de observar cómo yace en el suelo, con el alma desnuda y abierta por completo al público. El pecho cerrado y su respiración agitada, borran toda frontera entre la ficción y la realidad, entre les intérpretes y las personas que les habitan. 

Elecciones 2019: ¿qué agenda de género pedimos las feministas?

Es un hecho que las crisis económicas en sociedades patriarcales producen la feminización de la pobreza. Los sueldos, los ascensos y las contrataciones siempre apuntan a privilegiar al hombre frente a la mujer. Esto genera un creciente empobrecimiento material del género, el empeoramiento de sus condiciones de vida y la vulneración de sus derechos fundamentales.

Primavera sin cera

En primavera el calor
le da temperatura
al espíritu.

La piba y su falda
se animan a estamparle,
al pajero,
la saliva en la cara.

INTIMIDAD COLECTIVA: DONDE SE DESDIBUJAN LOS LÍMITES DE LA HETERONORMA

Galería Deseo es un proyecto diseñado por Desirée De Stefano: cuatro encuentros anuales donde se exploran diversas expresiones artísticas. Poesía, fotografía, ritos y música convergen en un mismo espacio. Crisálida es un ciclo de poesía ideado por Ailin Moreno y Pilar Otero, donde dan lugar a las emociones personales y políticas contadas por las diversidades y disidencias emergentes.

¿CARETEAR LA GRIETA? Del 2015 al 2019: la disputa del terreno político

En un año electoral tan complejo como este, se define el camino que transitará el país durante los próximos cuatro años. No solo votamos Presidente y Vice, sino que también se renuevan parte de ambas cámaras del Congreso: 130 diputadxs nacionales, y lxs representantes a la cámara baja de la Ciudad de Buenos Aires, Salta, Chaco, Santiago del Estero, Entre Ríos, Neuquén, Río Negro, y Tierra del Fuego, senadorxs que tendrán mandato hasta el año 2025.

PEUTEA #7: feminidades y política

Un comienzo emancipatorio signa la historia de las organizaciones feministas: crear la dignidad en coyunturas desfavorables. Una fuerza que significó siempre alzarse frente a un sistema feroz que pone las reglas y se alimenta de nuestro tiempo. Una máquina que no deja cuerpo sin valor.

Una llama que contribuya a la hoguera

Estoy de espaldas pero sé que estás ahí. Desnudo y con los ojos cerrados, abrazando mi almohada con todo tu cuerpo. Siempre que te haces bolita no puedo evitar jugar a alzarte como si fueses un bebé indefenso, como si no tuvieses casi cuarenta años.

El cuerpo gordx en el deseo: Hacernos visibles para poder existir

Nunca fui una chica 90-60-90 -lo correcto sería decir que siempre fui 110-70-120-, ni tampoco tuve el cuerpo que mostraban las revistas, las publicidades o la tele; ese cuerpo ideal que supuestamente todas las mujeres debemos tener si queremos ser felices. 

Desde que tengo uso de razón tengo complejos con mi cuerpo, jamás estuve conforme con la imagen que el espejo me devolvía, siempre sentí vergüenza de tener un cuerpo que al parecer estaba mal.

Construirnos el mundo: responsabilidad sexual en un mundo heteromodelado

¿Alguna vez escuchaste hablar sobre el campo de látex y cuál es su uso? Si prestamos un poco de atención a las propagandas que reproduce el sistema médico institucionalizado y a las publicidades de profilácticos, aparecen esas hebras que hilan más fino en este sistema heterocispatriarcal: los ciudados son siempre en las relaciones heterosexuales, ni el Gobierno ni el mercado apuntan al cuidado de la salud de quienes tienen otro tipo de relación sexual. 

Contorno

Fantaseo despierta con la idea 

de encontrarte en un baño 

que flashiemos película

me levantes con fuerza

y cojamos groso, lindo

#28J FUERA DEL CLOSET, EN LAS CALLES

El viernes 28 de Junio en el día Internacional del Orgullo LGBTTIQ+, a 50 años de lo ocurrido en Stonewall (NY), unas cinco mil personas se movilizaron de plaza de mayo a congreso en la cuarta marcha plurinacional para exigir, entre otras consignas, basta de transfemicidios y travesticidios. El siguiente ensayo tuvo como preguntas disparadoras ¿Qué es lo más importante que te convoca a estar acá? ¿Qué implica venir y poner el cuerpo hoy con todes?
Resta preguntarse ¿Por qué esta marcha no interpela a ciertos feminismos?
Ya dijimos, ya gritamos, nuevamente: Al calabozo y al closet no volvemos más.

Todo fulbito es político

¿Cuántas veces nos dijeron (o le dijeron a alguien) ‘machonas’ por jugar a la pelota con los pibes? ¿Cuántas veces esos mismos pibes nos decían que pateábamos como ‘nenas’? ¿Por qué descargaban todo su odio en el lenguaje con el que se dirigían a nosotras, las ‘varoneras’ que gustaban de hacer deporte? 

Personas con discapacidad: el foco sobre lo erótico.

El erotismo es parte de nuestro sentir, y no deberíamos esconderlo por ninguna condición de la sociedad. Es tan grande el manto de invisibilidad con respecto a la vida de las personas con discapacidad, que la desinformación y el apartar terminan siendo la moneda común, la salida más fácil.

Porno feminista, no sólo un cambio de roles

El Salón Erótico de Barcelona, en su viralizada publicidad de 2018, nos pregunta cómo aprendimos a coger. “Tal vez creas que fue así –un pizarrón de aula que reza ‘Educación Sexual’– pero la verdad es que fue más bien así, ¿no?” y entonces aparece una de las imágenes más familiares de nuestra pubertad: pantalla de televisión de las de antes, rayas de niebla de canal no contratado, tonos grises que dejan vislumbrar y distinguir el ritmo incesante de una relación sexual. Una teta. Una cara de placer. Un pene erecto que entra y sale. Porno.

Mojar la cama

Estoy de espaldas pero sé que estás ahí. Desnudo y con los ojos cerrados, abrazando mi almohada con todo tu cuerpo. Siempre que te haces bolita no puedo evitar jugar a alzarte como si fueses un bebé indefenso, como si no tuvieses casi cuarenta años.

#28M NUNCA NOS FUIMOS

Crónica fotográfica del 28 de Mayo de 2019 en la 8va Presentación del proyecto de Ley de Interrupcion Voluntaria del Embarazo de la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y gratuito.

Seguiremos en las calles, hasta que salga la Ley.
Y más, también.

Las hijas del fuego: un mundo del que formamos parte.

Las Hijas del Fuego (2018) es una película dirigida por Albertina Carri, ganadora del premio a la Mejor Película de la Competencia Argentina en el BAFICI.
Su historia fresca, dulce y valiente es la de dos amantes que se reencuentran en el fin del mundo y emprenden un viaje para rescatar el Torino del padre de una de ellas, pero sobre ese puntapié inicial subyace un proyecto: filmar una película porno. En este viaje se suman diversas mujeres, a veces serán más, a veces menos, es un constante oscilar.
Las múltiples paradas en la ruta parecieran señalar distintos puntos sensibles en la cartografía de sus cuerpos: la violencia de género, el cuidado, el libre ejercicio del goce y la libertad, la maternidad, los tiempos individuales, los placeres y la diversidad, la lucha colectiva, la intimidad, la ternura.

Derecho a desear: mujeres con diversidad funcional

La construcción cultural de las mujeres con discapacidad las lleva a tener que explorar su sexualidad con más barreras de las que de por sí tienen por el hecho de ser mujeres. Dependencias, esterilización y un sistema de salud y educación (aún) inaccesible instalan en el imaginario colectivo que discapacidad y sexo no son compatibles. Pero ¿qué pasa con ese cuerpo despojado de la sexualidad? ¿No tiene deseos, derecho a desear?¿Qué es la diversidad funcional?

Volver al juego

La primera vez que entré a un sex shop fue por casualidad: mi amigo y yo caminábamos por la avenida Corrientes que se había vuelto peatonal por la “noche de las librerías” y desplegaba puestos de todo tipo de editoriales. Llegábamos desde Almagro y las piernas ya sentían las cuadras caminadas. Nuestro juego se basaba en perdernos entre los puestos y volver a encontrarnos siempre con alguna novedad, algún comentario, anécdota. En una de esas breves separaciones, nos cruzamos frente a una vidriera que no mostraba libros sino toda clase de juguetes sexuales.

Intimidad: la virginidad millennial

La revolución feminista trajo consigo la posibilidad de repensar las relaciones sexuales: las mujeres también somos sujetos deseantes y tenemos derecho al goce. La sexualidad falocéntrica y machista, esa única de la que se puede hablar porque forma parte del terreno de lo conocido, se ve cuestionada por una renovada forma de comprender y ejercer la sexualidad: el consentimiento a nuestras reivindicaciones entre las sábanas  y a la búsqueda de placer, que se vuelve casi como una obligación política con nosotras mismas y nuestras amigas.

Xenofeminismo: ¡Hagamos parientes, no bebés!

Xenofeminismo. Tecnologías de género y políticas de reproducción de Helen Hester (Caja Negra, 2018) nos empuja a pensar un futuro que no sea el de reproducir lo mismo que conocemos hoy. ¿Qué sería esto? Por empezar, un feminismo de lo diverso; de ahí xeno: proponerse pensar un futuro desde y con “lo extraño”. Con les otres, inclusivo y, en especial, ya no de supervivencia sino de existencia tolerante.

Ley de educación sexual integral, una materia pendiente

El 4 de octubre se cumplieron 12 años de una ley que no solo no se cumple sino que después del 8 de agosto de 2018, fecha en que los Diputados de nuestro país le dieron la espalda a los derechos de las mujeres y votaron a favor de muertes por abortos clandestinos, empezó a ser cuestionada fuertemente por los mal llamados grupos pro-vida.

#7M HABITAR OTRA EXISTENCIA

Hay tantas “formas de ser lesbiana” como lesbianas hay en el mundo. Es una postura política y es demostrar que en la diversidad está lo que buscamos: más empatía, más amor, menos odio.
Existimos y resistimos.

PAÑUELAZO #19F

El #19F Día de Acción Verde por el Derecho al Aborto, seguimos en campaña por los derechos a la soberanía de nuestros cuerpos. 
Maternar será deseado o no será.

Hueso

Cada vez que se hunde mi lengua
en tu clavícula
blanca
lisa
suave,
como tic-tac

Por el poder de Venus

Para hablar de sexualidad recurro a Venus, que estuvo en Escorpio hace un tiempo y ahora ingresó a Sagitario. Todxs tenemos Venus en algún signo en nuestra carta natal.

Putita golosa: una manera de vibrar en el mundo

Luciana Peker hace de las ganas y el disfrute el eje de Putita golosa. Por un feminismo del goce (Galerna, 2018). Desde las metáforas sobre comida, hasta la poética de referir al sexo como agua. Los deseos no se piden, se toman y se producen, dice la autora, y es por eso que pareciera que el terreno de la igualdad de derechos gira en torno a este punto transversal a todo el libro.

Me dejé llevar

Perdón, soy un boludo.
Perdón, la cagué
Perdón, te cagué.
No quise.
No sé qué me pasó, no pude decirte. No fue a propósito. Me odio en este momento.

Desnudos: una declaración de independencia

Karmin explicó que en una situación de modelaje, la posición del poder está en la cámara; del otro lado, la vulnerabilidad de tener que obedecer, y cuando a esto se suma la condición del desnudo, estar totalmente descubierta, la revelación es aún más necesaria: “es mi acto de rebeldía, mi lugar de poder, mi lugar cómodo en el mundo”. El desnudo, antes vulnerabilidad y hoy poder

Facebook
Twitter
Instagram